South America Travel Designers
X

Si no tienes cuenta, créala en unos segundos

Crear Cuenta
Chile Torres del Paine
🕓
Alex Bayorti

Por qué odio viajar a Chile

Chile Torres del Paine

“Viento de la mañana, del aire nortino, con sabor a pampa, destilando vida. Solo tu rojo, azul, blanco y su estrella solitaria, rompe la monotonía del desierto, árido, duro y seco.
Solo tu bandera recoge las espinas del tiempo. Esas que nos dieron la vida a este paraíso del Dios que, inspirado por la belleza de la creación, la rodeó de verdor, calor, nieve. Y mar, océanos llenos de vida, lagos con magia ancestral, ese es mi Chile, cubierto con los colores que dan la vida al alma de la nacionalidad”

-Mi Chile, Mi Patria de Alfonso Pocho.

No llevo bien los lugares perfectos, es decir, me gusta la perfección. La anhelo pero, ¿Qué pasa cuando encuentras una persona que parece perfecta? Sospechas. Lo mismo pasa con Chile. Y es que, ¿Cómo no desconfiar de sus profundos lagos y altos glaciares? ¿De esa pampa que te muestran con un “vos” camarada? ¿Quién es capaz de no sentirse intimidado por los Andes? ¿Esos mismos que me hicieron llorar cuando, allá por los 90, a algún iluminado le dio por filmar “Viven”? Chile es la tierra prometida. Una tierra que sin haber buscado la fama ni la gloria, la ha encontrado por derecho propio. Al fin y al cabo, la tierra no nos pertenece. Nosotros pertenecemos a la tierra.

Rapa Nui o la Isla de Pascua, cuando viajar a Chile supone olvidarte de dónde vienes

Si alguna vez has viajado a un lugar en el que te gustaría vivir para siempre, entonces odiarás la Isla de Pascua como la odié yo cuando la conocí. Imagínate. Aterrizas en un aeropuerto de mala muerte a eso de la una y veinte de la tarde en ese lugar que llaman Rapa Nui (y que te ha costado 500 dólares desde Chile, seguramente). En los primeros minutos desconfías de que esta isla pueda impresionarte. Tienes que esperar a salir de la terminal para que se te corte la respiración. ¿Conoces esa sensación tan terrible como placentera que sientes cuando te despiertas después de una pesadilla? Eso es lo que sientes. De repente, los moáis son solo un prólogo. La isla te ha hechizado. Y, la verdad, detesto que algo me guste tanto como para no querer abandonarlo.

Chile Isla de Pascua Moais

La Isla de Pascua como nunca la habías vivido

Desierto de Atacama, demasiado desierto para ser verdad

De acuerdo. Quedemos en que es un lugar bonito. Bueno, bonito no es la palabra. Es algo así como cuando pasas cinco días conduciendo desde la península y llegas a Laponia. Miras alrededor y sientes que estás en otro planeta. ¿Quieres ser astronauta? ¿Siempre soñaste con visitar Marte? Entonces el desierto de Atacama es el lugar ideal. De hecho, es uno de los mejores lugares del mundo para contemplar el firmamento ya que la contaminación lumínica es prácticamente inexistente. No sin razón se hacen muchísimas expediciones nocturnas guiadas para contemplar las estrellas pero, ¿A quién le interesa ver la Vía Láctea perfectamente? ¿Los planetas en sus contornos coloreados? ¿Las perseidas en Agosto? Chorradas.

Chile Desierto de Atacama

Descubre el Desierto de Atacama … y después nos cuentas

Un país con demasiados lagos

Si crees que, como yo, un país no debería estar completamente agujereado, este es tu espacio. Pero es que no lo entiendo. Chile está repleto de esas grandes masas de aguas interior aunque, claro está, ¿Cómo no estarlo si la mitad del país es de origen glaciar? Te pongo un ejemplo. Tú estás caminando tranquilamente por Puerto Montt y, de repente, ¡Zas! Un lago. Te decides por conocer el volcán Villarrica y, ¡Otra vez! Un maldito lago. Y así infinidad de veces. Aunque hay que reconocer que algunos lagos de origen glaciar son de esos que dicen de ley. Es el lago Grey, uno de los más curiosos y de los que más les gustan a esos que ahora dicen que les va el trekking (toda la vida se llamó senderismo, pero bueno, y montañismo dependiendo del terreno). En fin, si te gustan los lagos, puede que Chile hasta te llegue a gustar y todo.

Chile Torres del Paine

Los lagos de Chile y por qué (aunque no quieras) te atraen

El Canal Beagle, ¿En serio que alguien quiere estar tan cerca de la Antártida?

¿Recuerdas ese momento de tu infancia en el que confundías Antártida y Atlántida? Bueno, pues si vas al Canal Beagle no lo vas a volver a confundir porque con el frío que hace por estas tierras, te resultará imposible. Este canal que se encuentra entre Argentina y Chile puede ser visitado por uno de los cruceros comerciales (te recomiendo que empieces a ahorrar) que navega por las aguas de Galpones y Puerto Navarino, también por la argentina Ushuaia y por el ya mítico Cabo de Hornos. ¿Lo que encontrarás? Leones marinos, ballenas, titánicos glaciares. Lo habitual en estos casos.

Chile Canal Beagle

Cómo llegarás al Canal Beagle (sin perder antes la cabeza)

Viaje al Sur del mundo, ¿Y qué?

Como ya te habíamos comentado, Puerto Navarino se encuentra muy al sur, al sur de todo. Si ya se te quitaron las ganas de conocer estos inmensos glaciares y sus aguas heladas, tampoco te interesará Puerto Williams que es considerada por muchos la ciudad más austral del mundo. Bueno, la mayoría siguen prefiriendo darle este título a Ushuaia, en Argentina, aunque, ¿Qué más da? ¡Si tampoco tienes ganas de ir! Si se diera el extraño caso de que decidieras contemplar los cambios de paisajes y ver el atardecer austral, tu destino es el fin del mundo chileno.

Chile Puerto Williams

Viaje al Sur chileno: cómo viajar hasta Puerto Williams, en Puerto Navarino

Vale, si, es verdad. Merecerá la pena. ¿Qué no merece la pena de una tierra en la que hay islas con una tradición cultural milenaria? ¿Cómo no sentir que eres parte del todo y de la nada con desiertos y altas montañas que rozan los 6.000 metros de altitud? Puede que, al fin y al cabo, la razón porque odio viajar a Chile es porque me recuerda a la idea esencial de la humanidad, al tiempo en el que el ser humano sabía vivir, sentir y no estaba consumido por la codicia actual. ¿Volveré? Si tu vuelves, sí. Claro que volveré.

REGÍSTRATE EN 1 MINUTO

Deja un comentario